PILATES PARA UNA ESPALDA SANA

PILATES PARA UNA ESPALDA SANA

El Pilates es un ejercicio anaeróbico ideal para aquellas personas que sufren de frecuentes dolores de espalda y cuello. A través de trabajos de flexibilidad y tonificación muscular se fortalece la zona debilitada de los músculos del core, se corrigen malas posturas causantes de dolores en la zona y sirve también para trabajar los músculos de la base de la pelvis. El Pilates para una espalda sana es ideal como entrenamiento principal o complementario y aporta otros beneficios como el control de la respiración y la conciencia sobre el cuerpo.

El método Pilates o Pilates es un sistema de entrenamiento físico y mental creado a principios del siglo XX por Joseph Hubertus Pilates, uniendo especialidades como la gimnasia, el yoga y la traumatología. Su fundamento radica en unir los conceptos de dinamismo y fuerza muscular con el control mental, la respiración y la relajación. Se centra en el desarrollo de los músculos internos para mantener el equilibrio corporal y dar estabilidad y firmeza a la columna vertebral.

El Pilates, dejando la teoría un poco de lado, se centra en conseguir una alineación neutral de la columna, o lo que habitualmente conocemos como “buena postura”. El Pilates trabaja con ejercicios que hagan recuperar las curvaturas naturales de cifosis y lordosis de la columna ante la multitud de malas posturas que contraemos a lo largo del día en el trabajo, en el descanso, en el tiempo de ocio… El trabajo por conseguir una postura correcta, combinado con ejercicios de fortalecimiento del músculo profundo abdominal y de la espalda suele reconducir a una reeducación postural y a la reducción de esos molestos dolores que nos acompañan en el día a día.

Pilates armoniza cuerpo y mente
Pilates armoniza cuerpo y mente

El Pilates es un método de entrenamiento basado en una respiración que facilite la consecución del ejercicio. Por ejemplo, según el movimiento que se vaya a realizar, se hará un tipo de inspiración para facilitar algún tipo de respuesta en el cuerpo, como puede ser una descompresión vertebral.

El Pilates para una espalada sana se basa en seis principios fundamentales:

  1. Control: con el fin de evitar lesiones.
  2. Precisión: se deriva del control.
  3. Flexibilidad: hay que desterrar la rigidez.
  4. Fluidez: los movimientos no serán ni rápidos ni bruscos.
  5. Respiración: todo debe ir coordinado con el ejercicio.
  6. Control mental: enfocas sólo el ejercicio y olvidas lo demás.

Los ejercicios de mejora postural del Pilates pueden ayudar en la correcta alineación de la columna y a prevenir o aliviar dolores como los de la hernia discal o la ciática. Pero sobre todo sirve para esos dolores de espalda cotidianos que aún no llegan a ser una patología, pero están ahí, acompañándonos en el día a día. El Pilates trabaja y aumenta la fuerza del core, parte central y núcleo del cuerpo, con lo que se fortalece la zona abdominal y el torso. De este modo, se refuerza el sustento de la zona de la columna. Y no sólo es esto, ya que se trabaja y se tonifica la musculatura pélvica.

Con el método Pilates conseguirás armonizar cuerpo y mente, corregir la postura, moverte con fluidez y equilibrio, además de conseguir un cuerpo fuerte y esbelto. Y, lo más importante, te olvidarás de dolores musculares de espalda y cuello. En Fisioterapia Padilla te aconsejamos acerca del mejor tratamiento para tus dolencias. Si estás pensando en probar con el Pilates, pregúntanos y te asesoraremos según cual sea tu caso. No olvides ponerte en manos de profesionales que guíen tu entrenamiento, especialmente si sufres alguna lesión.

¿HAS OÍDO HABLAR DE LA DIÁSTASIS ABDOMINAL?

¿HAS OÍDO HABLAR DE LA DIÁSTASIS ABDOMINAL?

¡Atención mamás! Esto os interesa.

Muchas mamás después de dar a luz sienten el abdomen diferente, como si tuvieran un agujero entre las costillas. Esto se denomina DIASTASIS ABDOMINAL o diástasis del recto y se produce cuando los músculos se separan del abdomen.

La diástasis es un problema funcional y estético. Muy común entre las mujeres embarazadas. Casi un 70% de las mujeres embarazadas ha sufrido esta patología. Aunque es importante saber que cualquiera puede sufrirla a lo largo de su vida.

Causas.

  1. Aumento de peso excesivo
  2. Embarazo
  3. Parto
  4. Trabajo abdominal excesivo

Consecuencias:

  • Físicas:
    • vientre con aspecto flácido y descolgado
  • Funcionales:
    • Incontinencia urinaria
    • Prolapsos o desplazamiento de órganos
    • Dolor pélvico
    • Inestabilidad (CORE)
    • Dolor lumbar
    • Problemas digestivos

Diagnóstico

La valoración manual por parte de un fisioterapeuta es suficiente para confirmar la dolencia.

Soluciones

La buena noticia es que la diástasis se puede mejorar y es reversible.

  • Realizar Gimnasia Abdominal Hipopresiva
  • No realizar los abdominales tradicionales
  • Fortalecer el músculo transverso del abdomen, activando tu core
  • Evita cualquier actividad que suponga un esfuerzo (cargar peso o el estreñimiento)
  • Electroestimulación.
  • Uso de fajas específicas
  • No te quedes embarazada de nuevo, hasta que te recuperes del todo.
  • Y, en los casos más severos, se recomienda acudir a la cirugía.

Esperamos que este artículo os haya ayudado y os animamos a compartirlo con otras mamás.

Y ya sabéis #prevenirescurar.

¡MUEVE TU CORE!

¡MUEVE TU CORE!

El concepto de core , significa literalmente “centro” o “núcleo” en inglés. Hace referencia a toda la región abdominal, la cadera y la parte baja de la espalda. Sería algo así como un corset  o un escudo que protege nuestro cuerpo y nuestros órganos.

El core es el centro de gravedad nuestro cuerpo,  un cinturón de músculos que nos mantiene erguidos y nos permite estar de pie, caminar, correr o saltar.

El core nos ayuda a estabilizar nuestro cuerpo y es el encargado de transmitir la fuerza necesaria para mover el resto de extremidades, ya que todos los movimientos se originan en nuestro centro. La fuerza y la potencia de nuestros movimientos dependerá en gran medida del core.

El entrenamiento del core, está vinculado con la salud y la higiene postural. No se trata tanto de entrenar los músculos, sino de trabajar las cadenas musculares para movernos de una forma más segura y minimizar el riesgo de lesión y un ahorro de energía.

Una de las dolencias más comunes que se origina por no tener un core fortalecido y por tener malas posturas es la lumbalgia.

¿Qué ventajas tiene fortalecer el CORE?

  • Proporciona estabilidad y coordinación, ya que el core es el centro de gravedad del cuerpo.
  • Ahorro de energía: nos permite un ahorro de energía al evitar que trabajen músculos innecesarios.
  • Reduce el riesgo de lesiones
  • Quema la grasa de la zona media
  • Reduce los dolores en la espalda baja y evita dolencias como la lumbalgia.
  • Mejora la postura corporal.
  • Mejora el rendimiento deportivo, ya que un core en forma permite una adecuada transferencia de energía a brazos y piernas.
  • Menor dolor articular

 ¿Qué tipo de ejercicios debo trabajar para fortalecer el core?

Core

  • Son muy recomendados los tradicionales abdominales, que inciden más en los músculos externos, con ejercicios que nos ayuden a activar nuestro transverso y suelo pélvico: crunch abdominal combinados con isométricos como con plank o side plank.
  • Podemos utilizar accesorios deportivos como el fitball, el bosu, el TRX o plataformas inestablaes que, trabajan la estabilidad y fuerza.
  • También algunas posturas de Yoga y Pilates, son muy beneficiosas. De hecho, existe una rama del Pilates especíifca que se llama Core Pilates.

Y ahora que ya sabes qué es el CORE y todos  los beneficios que tiene, ¿a qué esperas para incluirlo en tu rutina de trabajo? 

Y ya sabes… #prevenirescurar.

PADDLE SURF O EL ARTE DE REMAR DE PIE

PADDLE SURF O EL ARTE DE REMAR DE PIE

paddle surf– ¿Qué hace ese tío remando de pie?-  Seguro que este verano hemos oído más de una vez este comentario.  Y es que nuestras playas se han llenado de personas que se dedican a remar de pie subidos en una tabla de surf. Es lo que se denomina PADDLE SURF.

Origen

El paddle surf tiene su origen en los pueblos polinesios, que lo usaban como forma de desplazamiento. Sin embargo, fueron los instructores de surf  en la década de los 60 los que empezaron a popularizarlo. Usaban longboard para adentrarse en el mar, ayudados con un remo, y así tenían una mejor visibilidad de sus alumnos y podían hacerles fotos y controlar cuando venían las olas.

Deporte

Una de las preguntas más recurrentes en torno a este deporte es si verdaderamente funciona como forma de trabajar el cuerpo. Pues bien, aunque no lo parezca estamos realizando trabajo de CORE.

Los músculos del tronco trabajan gracias al remo y al esfuerzo que se realiza por mantenerse en pie encima de la tabla.

Por lo que podemos decir que este deporte no sólo nos ayuda a quemar calorías, sino que también nos ayuda a aumentar la capacidad de equilibrio y estabilidad.

Lo bueno de este deporte es que no necesitas tener una condición física especial para practicarlo, sólo muchas ganas y deseos de pasarlo bien.

Consejo

Un consejo para evitar caernos cuando perdemos la estabilidad es que nos coloquemos de rodillas encima de la tabla. De esta forma, contralaremos mejor el cuerpo y tendremos más equilibrio para evitar caernos a l agua.

Elementos para la práctica

Para practicar el paddle surf sólo necesitas una tabla, que es más grande que la que se usa para hacer surf, y un remo.

Playas más recomendadas

Algunas de las playas más conocidas para practicar este deporte son: Playa de la Lanzada en Pontevedra, Playa de la Mata en Torrevieja, Playa de San Pedro Pescador en Gerona, Playa los Locos en Suances, Playa Nova Mar Bella en Barcelonam Playa los Lances en Tarifa, Playa del Río Real en Marbella, Playa d’en Bossa en Ibiza, Isla Cristina en Huelva y Playa de Port Saplaya en Valencia. (Ver art. ABC Viajar)

Además de las playas, no olvidemos que también podemos practicar paddle surf en pantanos y ríos. Por ejemplo en el río Sella (Asturias) o en el pantano de San Juan (Madrid)

¿Te apuntas?

Y no olvides… #prevenirescurar