Tecarterapia

Tecarterapia

Tecarterapia, recupera la movilidad sin dolor.

Técnica terapéutica de radiofrecuencia que combina la acción manual con la tecnología de la diatermia profunda para tratar lesiones del aparato locomotor desde el interior del organismo, acortando considerablemente los plazos de recuperación.  

DEFINICIÓN: la diatermia profunda o tecarterapia es una técnica indolora y no invasiva basada en la combinación de técnicas terapéuticas manuales con el trabajo de máquinas que por medio de la radiofrecuencia consiguen un estímulo de los tejidos del cuerpo, calentándolos a través de un campo eléctrico o magnético. La terapia electromédica responde a las siglas Transferencia Eléctrica Capacititiva y Resistiva (TECAR) y permite tratar desde el interior del tejido enfermedades del aparato locomotor, tanto agudas como crónicas, reduciendo considerablemente el tiempo de recuperación.

FUNCIONAMIENTO: reactiva los procesos naturales fisiológicos del metabolismo de los tejidos del organismo mediante la transferencia de energía calórica. Se trata de un hito porque gracias a la aplicación pionera para fines biológicos del principio físico del condensador, la energía que se transfiere estimula los tejidos desde el interior. El instrumental de tecarterapia incorpora un equipo avanzado que crea un campo electromagnético alterno que atrae y repele las cargas eléctricas libres presentes en forma de iones. Gracias a este movimiento controlado, la energía asociada al campo se transfiere al tejido sin proyectarla desde el exterior y se generan flujos de cargas eléctricas naturales desde el interior del tejido.

La tecarterapia logra la activación fisiológica desde el interior del tejido mediante tres acciones: la microcirculación, la vasodilatación y el aumento de la temperatura. Mediante esta técnica, se logran efectos inmediatos en términos de alivio del dolor y de disminución de los tiempos de recuperación. Además, se evitan los efectos colaterales de algunos fármacos, como los antiinflamatorios y los analgésicos, ya que se sustituyen biológicamente sus efectos por sus equivalentes orgánicos, generados por el propio organismo del paciente.

USO: por medio de la tecarterapia se reactivan los procesos naturales y antiinflamatorios. Se trata de una máquina compuesta por electrodos que hace reaccionar a los tejidos blandos desde el interior:

  • Uno con modalidad capacitiva: específico para tejidos blandos y que se centra en las áreas subcutáneas bajo el electrodo.
  • Otros con modalidad resistiva: para tejidos con mayor resistencia y poco vascularizados, como huesos, tendones o articulaciones.
  • Habría un tercer modo de aplicación en las máquinas de segunda generación, en las que de forma automática, se emplean unas placas flexibles en torno a la articulación o zona a tratar, pudiendo seleccionar la frecuencia de trabajo en función de la lesión.

El aparato de tecarterapia actúa como un generador de ondas de radio (trabaja en un rango de frecuencias aproximado entre 0,5 MHz y 3MHz) desde el interior provocando un aumento de la temperatura o fiebre artificial. Nuestro organismo reacciona ante esa subida activando los mecanismos biológicos del propio cuerpo.

INDICACIONES: el hecho de que la tecarterapia ayude a aumentar la microcirculación sanguínea hace que esté indicada para tratar dolores, inflamaciones, edemas, y problemas en el sistema linfático. Por su parte, la vasodilatación que produce, ayuda a reducir contracturas, a mejorar la circulación sanguínea, y a mejorar el tono muscular general, mientras que el aumento de la temperatura interna, la hipertermia, actúa sobre la rigidez muscular y articular, las inflamaciones o los linfedemas.

La tecarterapia se utiliza en tratamientos de rehabilitación tanto del sistema músculo-esquelético, como osteoarticular, de inflamación y dolor: esguinces, lesiones tendinosas, tendinitis, bursitis, traumatismos óseos y ligamentosos, distensiones osteoarticulares agudas y recidivantes y artralgias crónicas de diversas etiologías. También son utilizados en enfermedades degenerativas que cursan con dolor, inflamación y disminución de la movilidad articular. La fisioterapia uro-ginecológica tiene fantásticas expectativas para el tratamiento de dolores pélvicos crónicos, traumas obstétricos, episiotomías, cicatrices en mujeres y dolores pélvicos crónicos y prostatitis en hombres.

Sus magníficos resultados han propiciado que su uso se esté aplicando a otras áreas de la medicina como la estética para la nutrición y oxigenación de la piel, remodelación corporal y regeneración cutánea. También en flebología para el tratamiento de linfoedemas y desórdenes circulatorios venosos.

NUESTRO EQUIPAMIENTO: desde Fisioterapia Padilla queremos ofreceros las mejores técnicas de rehabilitación para proporcionar la mejor recuperación posible. Por eso, añadimos la tecarterapia a nuestros tratamientos. Y no lo hacemos de cualquier forma, lo hacemos de mano de los mejores. Incorporamos inmediatamente el tratamiento de diatermia profunda de la mano de Winback Medical, referencia en el sector y con la tecnología Back 3S.

Nuestro conocimiento, la mejor tecnología y tu voluntad en la recuperación son la combinación perfecta.

FUENTE: Wikipedia

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *